Ingredientes 4 personas:

• 250 gr. de arroz blanco o integral
• ½ taza de guisantes
• 2 zanahorias pequeñas
• 1 diente de ajo
• Pan rallado
• Comino en polvo
• ½ taza de judías verdes
• 4 cucharadas soperas de leche
• 6 cucharadas de cebolla cortadita
• 2 huevos duros
• Perejil
• Aceite sal

PREPARACIÓN

Pela los ajos y con ayuda de un mortero, aplasta bien los ajos. Pela y pica los huevos.
Pasa el arroz, una vez cocido, por el pasapurés, amásalo con las manos limpias y déjalo 20 minutos.

Sofríe el ajo, la cebolla cortada y la zanahoria a cuadraditos ya cocida. Agrega los guisantes ya cocidos y la leche. Sube el fuego hasta que se consuma todo el líquido. Se retira la sartén del fuego y añade el sofrito, los huevos picados, el perejil también picado, las judías verdes cocidas y una pizca de Comino en polvo. Déjalo enfriar. Se mezcla con la masa de arroz y se da la forma deseada. Se pasa por el pan rallado y se fríe en abundante aceite bien caliente. Se seca en papel absorbente y se sirve a la mesa.

Nuestro consejo
Aunque esta receta parece muy laboriosa sólo necesita un poco de preparación. Por ello, se recomienda que se cocine primero el arroz (hervido en agua con sal), las judías verdes los guisantes y las zanahorias. Recordad que todos los fritos se digieren mejor si se acompañan de verduras frescas o se rocían con unas gotas de zumo de limón.